viernes, 11 de agosto de 2017

Muflón


Taxonomia
Filo: Chordata
Clase: Mammalia
Orden: Artiodactyla
Familia: Bovidae
Subfamilia: Caprinae
Género: Ovis
Especie: Ovis orientalis

Desaparecido practicamente de Europa hace milenios por la presión a la que fue sometido por los primitivos cazadores, únicamente quedaban ejemplares en Córcega, Chipre y Cerdeña.
En la actualidad, merced a la voluntad humana, que considera de notable interés económico su utilización como pieza cinegética, la especie goza de excelente salud en el continente e incluso ha sido introducida en diferentes lugares del territorio americano.
De rostro simpático, impresiona la retorcida cornamenta de los machos adultos, similar a la de los carneros, de la que carecen las hembras. Los cuernos de los machos maduros pueden alcanzar los 90 centímetros.
La longitud de los machos adultos se aproxima al metro y medio y la altura a los setenta y cinco centímetros, pudiendo pesar 40 kilos, unos cinco más de media que las hembras.
El pelaje es de color marrón, muy intenso en los machos. En estos destaca una notable mancha blanca que partiendo del lomo se extiende por los flancos, a modo de silla de montar. La zona ventral es blanca en los dos géneros.
Animal de montaña, se desenvuelve bien en terrenos accidentados y resecos.Su considerable capacidad adaptativa favorece su propagación, pudiendo llegar a constituir una amenaza para otras especies del entorno con similares hábitos alimentarios. Su dieta esta constituida por gramíneas, plantas herbáceas, musgo, hongos, líquenes... También practica el ramoneo cuando dispone de árboles en el entorno.
En los meses cálidos dedica las primeras horas de la mañana y las últimas de la tarde a alimentarse, destinando la parte central de la jornada a tomar el sol plácidamente. En invierno pasa el día buscando alimento.
Se organiza en rebaños. En las estaciones suaves y cálidas se forman grupos de hembras con sus crías, dirigidas por la más vieja, que cuida del grupo y advierte del peligro con un sonoro silbido. En otoño, que es epoca de celo, se incorpora el macho que ha resuelto victoriosamente sus violentos conflictos con otros congéneres por la primacía en el control de las féminas. En estas peleas hacen chocar violentamente sus cornamentas.
La hembra, tras un periodo de gestación de algo más de cinco meses, pare una única cría; dos excepcionalmente.
El lobo es su principal enemigo, aunque los linces y águilas ponen en riesgo la supervivencia de las crias.
Del muflón europeo deriva la oveja doméstica.

En la imagen puede verse una pareja joven de muflones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario